Emprendedores creativos mostrarán sus productos en ferias

Ellos emprenden en ferias

Miller Reinoso y Ángelo Merchán reciclan discos de vinilo y los convierten en adornos y relojes de pared.

A Miller Reinoso, un visitador médico, le gustaba coleccionar discos de vinilo, tanto, que llegó a tener mil. Un día decidió que era hora de tirarlos a la basura, pero su cuñado Ángelo Merchán le sugirió que buscaran la forma de reciclarlos y así nació Vintage Time, un emprendimiento con discos decorativos y relojes de pared que el pasado sábado expuso en la Feria de Emprendedores, en Costalmar Shopping, en la vía a la costa.

La idea nació hace dos años, pero hace dos meses Ángelo y Miller empezaron el negocio que además cuenta con asientos y mesas personalizadas hechas con tanques usados de acetona y de aceites.

Ángelo es ingeniero en Sistemas y es quien se encarga de los diseños en los discos que pueden ser de personajes de películas, bandas de música, series de TV, cómics, o de algún retrato familiar, entre otros.

Los emprendedores cuentan que al comienzo tomaron los discos y para darle la forma a los diseños usaban un cautín (soldador eléctrico), pero se dieron cuenta de que lograrían un mejor trabajo con un cortador láser y entonces adquirieron uno.

Los muebles que hacen con tanques tienen un asiento de cuero debajo del cual se pueden guardar cosas o meter hielo y botellas. El juego de los dos muebles y la mesa lo venden a $ 500, mientras que los discos hay desde los $ 30.

Los dos emprendedores ofrecen sus productos en ferias y bajo pedidos por la cuenta de Instagram vintagetime_ec, o al teléfono 093-955-1203.

Otro de los emprendimientos que ofreció la feria en Costalmar Shopping, organizada por la Guiadeemprendedores fue la marca Cecilia Uribe Hand Made, creada por la chilena Cecilia Uribe, radicada desde 1991 en Ecuador. Ella hace artículos religiosos y para el hogar trabajados a mano que ofrece en ferias artesanales y en las redes sociales en las cuentas cecilia uribe hanmade y @ceciliauribehanmade.

Los artículos religiosos como el árbol de la vida, escapulario, rosarios, los entrega ya bendecidos, cuenta Cecilia, quien aprendió a hacer estos trabajos en su país y en cursos que hizo en Guayaquil.

Ella vive en la Nueva Kennedy y además de su emprendimiento realiza labor social con clases que da en Solca a las madres de niños internados y en algunas parroquias católicas a chicos con riesgo social.

“Les doy los talleres y ellos no tienen que invertir en nada, la idea es que puedan participar, aprender y tener una independencia económica”, comenta Cecilia.

Añade que las ferias artesanales que se realizan en la ciudad son una gran oportunidad para que emprendedores como ella, que no tienen un local, ofrezcan directamente sus productos.

En la feria también participó Rompope Susibel, una marca artesanal de este conocido preparado que usualmente se consumía en Navidad.

Detrás de este emprendimiento está la guayaquileña y moradora de la vía a la costa, Susibel Ruilova, quien aprendió a hacer rompope con la familia de su esposo y luego vio la oportunidad de ofrecerlo en ferias.

Ella ofrece el rompope tradicional (huevo, leche y ron), de menta, chocolate, café, almendra y rompasas.

Este producto lo venden en $ 5 y $ 10. Además de las ferias recibe pedidos a domicilio en Instagram @rompopesusibel y en el correo electrónico rompopesusibel@gmail.com.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *