50 intersecciones céntricas se cierran por trabajos del tranvía

Tres calles que cruzan la Gran Colombia y la Mariscal Lamar son las primeras en cerrarse desde hoy

Desde hoy y por máximo tres semanas se cerrará la intersección de la Coronel Tálbot con la Gran Colombia y Mariscal Lamar. PVI

Hoy se cerrarán al tránsito vehicular las intersecciones de las calles Coronel Tálbot y Estévez de Toral con las calles Gran Colombia y Mariscal Lamar, así como la intersección de la Mariano Cueva y Gran Colombia.

La razón, los trabajos de instalaciones para semaforización y señalización, extensiones electrónicas, arreglos de huella podotáctil, arreglo de canaletas de evacuación de aguas, intervenciones en la platina de soporte del enchaquetado y reubicación de algunos sumideros que demanda el Proyecto Tranvía, mencionó ayer Jaime Guzmán, director de la Unidad Ejecutora del Tranvía.

En total se cerrarán de forma progresiva 50 intersecciones distribuidas en las calles Gran Colombia y Mariscal Lamar. Los trabajos en cada intersección tomarán entre dos y tres semanas.

De los cruces a intervenir, cuatro ya estaban en ejecución, son los de las calles General Torres y Padre Aguirre.

Guzmán explicó que para definir el cronograma de cierres se tomó en cuenta que los cierres se hagan por pares viales, es decir, una vía de ida y otra de vuelta. Además, todas las obras deben culminar en un plazo máximo de 30 días, lo que significa que estarían listos para la segunda semana de septiembre.

Alternativas

Daniel Cárdenas, titular de la Dirección Municipal de Tránsito (DMT), indicó que las alternativas de movilidad para los conductores son las calles Juan Montalvo y Tarqui, y en el caso de la Mariano Cueva las calles Hermano Miguel y Presidente Borrero.

En la intersección de la Coronel Tálbot y Vega Muñoz está un letrero preventivo sobre la dirección a seguir. Quienes vayan al Oeste podrán tomar la Vega Muñoz, para ir al Este está la Gaspar Snangurima. En el caso de la Estévez de Toral hacia el Oeste la alternativa es la Simón Bolívar y para ir hacia el Este está la Mariscal Sucre.

Agentes de la Empresa Municipal de Movilidad (EMOV EP) se ubicaran en los puntos para controlar el tránsito y apoyar a los conductores.

Las personas también podrán informarse a través de las redes sociales, ya que permanentemente desde la Unidad Ejecutora del Tranvía se sube información sobre el avance de las obras.

Afectados

Nelson Quinquiguano, propietario de una panadería que está en la calle Estévez de Toral comentó que recién el sábado anterior el personal del Proyecto Tranvía le informó sobre los cierres de hoy.

Quinquiguano contó que cuando iniciaron los trabajos del tranvía tuvo que cerrar el negocio porque no había clientes. “Regresé hace una semana y ahora nos dicen que nuevamente cerrarán el tránsito…” señaló, aunque esta vez ya no se irá, pues tendrá que “aguantar” mientras duren los nuevos trabajos.

A Bertha Quezada, dueña de un restaurante que está en la Mariscal Lamar, no le sorprende el cierre de las vías, porque su negocio ya está afectado.

Ella tiene la esperanza de que con el funcionamiento del tranvía su situación mejore y lleguen más clientes a su local, de lo contrario lo cerrará y buscará otro sitio. Afirmó que esperará hasta que el tranvía empiece a circular.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *